Explorar Nutrición por País:

México

De Acuerdo con el censo del 2010, México es un país con una población de un poco más de 112 millones de personas, de las cuales cerca del 80% viven en áreas urbanas. Cuarenta y seis por ciento de la población Mexicana vive por debajo del lumbral de pobreza. Muchos niños en México están en peligro de no tener cuidado de padres debido al alto nivel de pobreza, la tasa elevada de mortalidad maternal e inmigración. De acuerdo con un estimado reciente hecho por UNICEF, cerca de 1.5 millones de niños en México actualmente viven sin el cuidado de padres. En México, niños en orfanatos viven en situaciones diferentes: instituciones gubernamentales, religiosas o casas de caridad, cuidado de crianza, o con otros miembros de la familia.

México es el país con mayor prevalencia de sobrepeso y obesidad en niños (especialmente en edad escolar) y adultos. El peso extra puede ser visto como un símbolo de salud y bienestar, dificultando los esfuerzos para reducir la incidencia de estos problemas.

Estudios sugieren que la exposición al plomo en el medio ambiente puede ser también un problema serio de salud pública en México. La exposición al plomo y la anemia tienen una relación cíclica. La exposición al plomo en niños los ponen a riesgo de sufrir anemia e inversamente, anemia por deficiencia de hierro puede poner a niños en riesgo a intoxicación por plomo. Sin Embargo, en las últimas dos décadas la prevalencia de anemia en los niños mexicanos de 12-24 meses de edad ha disminuido significativamente de 54.9% en 1999 a 38.3% en el 2012.

La prevalencia de diarrea entre niños mexicanos, menores de 5 años de edad, disminuyo de 13.1% en el 2006 a 11.0% en el 2012. Sin embargo, las infecciones intestinales como la disentería amebiana son causas comunes de muerte. Para muchos niños, enfermedades y malnutrición ocurren como un ciclo sin final: enfermedades aumentan el riesgo de malnutrición y malnutrición aumenta el riesgo de enfermedades. Diarrea combinada con malnutrición puede debilitar en sistema inmune de un niño y ponerlo a riesgo de padecer otras enfermedades como infección respiratoria aguda (IRA). De acuerdo con UNICEF, IRA y diarrea combinadas son responsables por dos-tercios de muertes en niños en el mundo.

Los mexicanos de bajos ingresos usualmente tienen poca variación en dietas y viven principalmente de maíz, frijoles y calabacín poniéndolos en riesgo de desarrollar deficiencias nutricionales. Bebés que han sido amamantados, suelen recibir otras bebidas como fórmula, agua y te de hierba azucaradas para el tratamiento de condiciones como cólico y diarrea. Como resultado, la caries dental en bebés, causada por biberones, es un problema en algunas familias.

Debido a factores de riesgo del medio ambiente, practicas alimentarias comunes, poca diversidad alimentaria y la falta de acceso a algunos alimentos en familias de bajo recursos y en áreas rurales en México, niños padecen el riesgo de deficiencia en los siguientes nutrientes:

  • Calcio
  • Hierro
  • Riboflavina
  • Vitamina A
  • Vitamina C
  • Vitamina B6
  • Vitamina B12
  • Zinc

» Referencias